jueves, 12 de mayo de 2016

La gran boda laica

Garzonov (hijo, ideológico, del otro Garzonov) ama a Iglesiov.

Iglesiov ama a Garzonov.

El Pueblo quiere boda laica y la han tenido. ¡Vivan los novios!

PD: El menchevique Sánchez ha rechazado hacer un menage a trois de progreso. ¡Qué luego no se queje si no mete ni la puntita!


miércoles, 3 de febrero de 2016

Mencheviques traidores

Pedrov quiere pactar con Pavlov, pero sus barones no le dejan.

El Pueblo ha hablado alto y claro. Quiere un gobierno de progreso de socialismo genuino y no la socialdemocracia descafeinada esa.

Mencheviques, someteos o sufriréis en vuestras carnes las iras del Pueblo. Especialmente la Susana esa.


lunes, 25 de enero de 2016

Todo el poder para los soviets

Camaradas:


El menchevique Pedrov está acorralado. No quiere hacerle el juego sucio a los contrarrevolucionarios pero no se atreve a usar el poder para implantar el socialismo.

Resígnate a tu suerte, Pedrov. Cede el poder a los soviets y opongamos un nuevo Frente Popular al fascismo.








miércoles, 23 de diciembre de 2015

¡¡VICTORIA!!

En el día de hoy, cautivo y desarmado el ejército facha, las tropas socialistas-bolivarianas han alcanzado sus últimos objetivos militares. 

La guerra ha terminado.

El caudillo por la gracia de Chávez
Pavlov Iglesiov


Madridgrad, 20 de diciembre de 2015, I año triunfal.


viernes, 9 de octubre de 2015

Videojuegos de progreso: KatalURSSnya 3.0

Se acabó lo que se daba. La lucha del valeroso pueblo catalán ha sido aplastada por los tanques en la Diagonal y los legionarios en los colegios electorales, apoyados por la quinta columna fascista infiltrada.

Pero no os preocupéis. Si bien la independencia real de KatalURSSnya no ha sido impedida, sino sólo pospuesta, con este videojuego podréis ir practicando para cuando llegue tan glorioso momento.

El juego se inicia con la proclamación, en el balcón de la Generalitat, de la República Popular Democrática Bolivariana de KatalURSSnya y aquí es donde tú entras en juego:
  • Designa un Govern a medida dejándote aconsejar por tus asesores bolivarianos.
  • Crea una nueva industria cinematográfica dedicada a exaltar las glorias catalanistas y a proclamar lo malos que son los fascistas mesetarios. Que corran libremente las subvenciones. Pagar a hospitales y farmacias no es necesario; tener contentos a tus artistas de progreso sí.
  • Todo el mundo a hablar en catalán, incluso en sueños. Tu policía política llevará a los desobedientes a los campos de trabajo de l'Empordá que habrán construido empresarios amigos previo pago del preceptivo 3% como mínimo.
  • Crea un nuevo ejército popular con unidades exclusivas: somatens y escamots.
  • Catalaniza la historia: Cervantes, Miguel Servet, de la Cierva o Quevedo eran catalanes de pura cepa, aunque ellos no lo supiesen.
  • Millones de catalanes gimen oprimidos en los territorios de potencias fascistas: Decreta al anschluss e incorpora a tus territorios Valencia, Aragón, el Rosellón, la Cerdaña y Alguer.
  • Finalmente, para dar más realismo al juego, hemos incorporado la opción de desobedecer al Tribunal Constitucional, exactamente igual a lo que ocurre en la vida real.
¿Serás capaz de llevar a KatalURSSnya a ocupar su lugar en la Historia y lograr la unidad de destino en lo universal? Si es así, pionerito, podrás optar, por sorteo, a ocupar un puesto en las próximas listas electorales de las elecciones catalanas.


jueves, 2 de julio de 2015

¿Qué es eso de la deuda?

Camaradas:

Los fascistas europeos exigen a nuestros compañeros griegos el pago de una deuda.

Y yo os digo, ¿qué deuda?

La deuda es un concepto alienante y burgués, arma del gran capital para sojuzgar al proletariado. Por tanto, los socialistas no podemos tener ninguna deuda, por definición.

Otra cosa es el dinero que, hasta ahora, nos han ido (merecidamente) entregado. Libremente dado, libremente aceptado. Y aquí paz (laica) y después gloria (socialista).



jueves, 18 de junio de 2015

Cine socialista: El gran concejal

Camaradas:

Ahora que estamos en el poder municipal, antesala del poder absoluto, es hora de despojarnos de los falsos escrúpulos y de los fingidos arrepentimientos. Las fuerzas contrarrevolucionarias han de sentir el peso del proletariado en pleno exigiendo reparación por siglos de injusticias.

En el camino nada ni nadie nos hará detener, y menos aún unos pocos judíos que han osado protestar ante el fino humor del camarada Guillerminsky Zapatov.

Aunque, por el momento, hemos efectuado una retirada táctica no dándole a Zapatov la concejalía de Cultura, no nos desviaremos un sólo milímetro en el camino conducente a la consecución de nuestros objetivos finales. Mientras, el camarada Zapatov, esperando tan glorioso día, nos deleita con una película suya, muy personal.